VIDEO | Venezolanos se estarían matando entre ellos por control de microtráfico en Bogotá

En un video que rápidamente se difundió por redes sociales queda evidenciada la modalidad con la que los extranjeros pretenden intimidar a sus contrincantes.

El pasado miércoles 14 de octubre se conoció una grabación en la que se observa el asesinato de un hombre en el barrio El Amparo, localidad de Kennedy, al sur de Bogotá, hecho que ha generado repudió en redes sociales.

Según información conocida por City TV, los criminales serían ciudadanos que estarían enfrascados en violentas peleas por el control territorial del microtráfico en el mencionado sector de la capital del país.

El noticiero asegura que en el transcurso de la semana, por lo menos 3 personas del vecino país fueron asesinados por sus propios compatriotas en medio de una guerra que tiene atemorizados a los residentes de la zona.

Esta situación tiene preocupados a los habitantes del barrio ubicado al sur de Bogotá, quienes también tienen claro que los criminales que azotan esa zona son personas que han llegado del vecino país.

“Llegaron extranjeros, ciudadanos extranjeros con poder; a intimidar, a aterrorizar para hacer control de las ollas de microtráfico”, indicó un residente del sector en palabras recopiladas por City TV.

Mientras tanto, la Policía, afirmó que se están redoblando esfuerzos para mejorar la seguridad en la zona y de igual forma señaló que se está trabajando con las autoridades migratorias para expulsar a los delincuentes.

El coronel Wilson Silva, oficial de inspección de la Policía de Bogotá, en diálogo con el medio, aseguró que con ayuda de la comunidad se están creando frentes de seguridad con la intención de incrementar los controles.

“El CTI y las unidades investigativas de la Policía, en trabajo mancomunado con Migración Colombia, trabajan para tratar de evitar e identificar a estas personas extranjeras que de pronto ingresan al país ilegalmente y que vienen a cometer algunos hechos de inseguridad”, agregó el coronel.

Sin embargo, a pesar de las declaraciones de las autoridades, los residentes de la zona piden que se aceleren las investigaciones y las capturas ya que están presos del pánico que la delincuencia llevó hasta su barrio.

“La Policía viene, pero no es mucho lo que duran. Ellos hacen una ronda del día, no están frecuentemente acá. Solicitamos ayuda a este barrio. Lo necesitamos mucho, desafortunadamente tenemos este miedo que es ya de salir de las casas; no podemos hacerlo porque tememos por nuestras vidas”, concluyó un habitante del sector.

CP

Por su parte, el secretario de Seguridad, Hugo Acero, confirmó en CM& que se habría tratado de bandas venezolanas que estarían teniendo disputas por el territorio y por el microtráfico en el sur de la capital del país.

“Trabajamos en desarticular más bandas venezolanas […] estos temas de sicariato hay detrás negocios y rentas criminales, en este caso podríamos hablar del tema de microtráfico”, afirmó el secretario de Seguridad.

El video que se viralizó

Recordemos que en la grabación compartida masivamente a través de grupos de WhatsApp y redes sociales se observa a las dos personas que comenten el hecho acercarse a un grupo de jóvenes y arremeten contra uno de ellos.

Inmediatamente la víctima intenta escapar; sin embargo, el sicario y su improvisado camarógrafo persiguen al joven de chaqueta y pantalón negro que corre angustiado, pero finalmente es ultimado con disparos en la cabeza.

Al completar el crimen, se escucha una sentencia, al parecer de quien graba la escena, el camarógrafo del sicario, en la que deja de manifiesto una advertencia póstuma para la víctima.

“Mira, para que no ladilles más”. La sentencia se escucha muy claro en el video, que luego de compartido queda como prueba del crimen que ahora es elemento o evidencia en la investigación que asumió la Fiscalía.

Aunque ni la Policía ni la Fiscalía han entregado una versión oficial de lo ocurrido. Lo que por ahora se confirma es que se trataría de una modalidad criminal de “sicarios con camarógrafo” para generar miedo entre ellos mismos.