VIDEO | En Cartagena, abuelo ingresó por fractura y terminaría muriendo por Coronavirus

La denuncia fue hecha por Leonardo Barcasnegras, nieto de un hombre de 84 años identificado como Manuel Muñoz, quien ingresó el pasado 15 de marzo a la Clínica El Bosque de la ciudad de Cartagena por una fractura en su cadera.

Según dice el joven, a su abuelo le realizarían todos los exámenes pertinentes para practicarle la cirugía que el señor Manuel necesitaba, sin embargo, el anciano terminó perdiendo la vida aparentemente por Coronavirus.

“Mi abuelo falleció el pasado 3 de abril, al parecer, por tener Coronavirus. Después de estar hospitalizado varios días, lo aislaron y me dijeron que le había dado neumonía, pero mi abuelo no sufría de eso”, denuncia el joven.

Y continúa: “En la clínica se complicó de todo […] no quiero que la muerte de mi abuelo quede impune, se debe saber qué fue lo que realmente ocurrió”, dice el joven citado por el diario cartagenero, El Universal.

Según el relato del familiar, dos días después de llegar a la clínica, los médicos indicaron que los exámenes habían salido bien, por lo que estaba apto para la operación de cadera por la que había ingresado en un principio.

Clínica El Bosque, en Cartagena / El Universal

“Cuando ya bajamos al segundo piso, donde el anestesiólogo que lo iba a acompañar en la operación, dice que no se puede hacer el procedimiento porque la hemoglobina le había salido bajita. Ahí me preocupé”, comentó Barcasnegras.

“Después de esto, como yo me quedaba ahí a dormir con él, vi que mi abuelo en la madrugada estaba mal, llamé al doctor y me dijo que ajá, que él ya era un anciano y su condición era complicada”, comenta en el video.

Sin embargo, el nieto del señor Manuel dice que consultó con otra doctora la cual le practicó otros exámenes al adulto mayor los que determinaron que tenía una infección en la orina y “que se podía combatir con medicamentos”.

Los días pasaban y al señor Manuel no le practicaban la cirugía sino que, según denuncia el joven, a su abuelo se le complicaba mucho más el estado de salud sin sospechar que se trataba de un caso sospechoso de COVID-19.

“Cuando regresé a la clínica después de salir a hacer unas vueltas veo que en la puerta de la habitación de mi abuelo había un sello que decía aislamiento y me dijeron que posiblemente él tenía COVID-19, por eso estaba así”.

Agrega que: “según ellos mi abuelo tenía neumonía y por eso era posible que tuviera esa enfermedad, pero si así fuera, no hubieran activado el protocolo 10 días después de estar en la clínica, además él no sufría de neumonía”.

El examen para determinar si el señor Manuel tenía o no el virus, según se lo realizaron, pero Leonardo indica que a la fecha la entidad no ha entregado los resultados, y “no me han querido dar la historia clínica”.

Según denuncia el joven, “a mi abuelo me lo dieron envuelto en unas bolsas plásticas, no pude verlo más. Además en el acta de defunción dice que fue muerte natural, entonces ¿qué pasó en realidad?”, es lo que se pregunta.

Ante la denuncia, el diario cartagenero asegura que se comunicaron con la gerente de la clínica y esta manifiesta que “el paciente ingresó con una fractura en la cadera, pero comenzó a presentar síntomas respiratorios”.

Por tal razón, “se activaron los protocolos pertinentes para el manejo adecuado de COVID-19”. Sin embargo, al ser indagada por los resultados de los exámenes para Coronavirus, la gerente comentó que “no se han recibido”.