Vendedor informal se habría suicidado por no tener manera de alimentar a su familia

Un hombre de 50 años de edad identificado como Alberto Ulloque Beleño, un vendedor informal que se ganaba la vida día a día en calles de Santa Marta, se habría quitado la vida al ser detenido evadiendo la orden de aislamiento obligatorio.

Según informa el portal de noticias samario, Seguimiento.como, Ulloque Beleño fue sorprendido por las autoridades en dos oportunidades vendiendo sus productos en las calles sin acatar la cuarentena decretada por el Gobierno Nacional.

Por tal razón la Policía dio cumplimiento al decreto presidencial y le impuso un comparendo a Ulloque, advirtiéndole además que no podía continuar ejerciendo su trabajo en las calles. Pero Alberto reincidió en su conducta una tercera vez.

Alberto Ulloque Beleño, 50 años / Suministrada

Al ser aprehendido en esta nueva oportunidad, al hombre lo detuvieron y lo llevaron a la URI seccional de Santa Marta, donde quedó a disposición de la Fiscalía 8, que, a su vez, lo llevó ante un juez el pasado 9 de abril.

En ese momento, Alberto Ulloque justificó a las autoridades que si no salía de su casa no tendría forma de darles de comer a su esposa e hijos, sin embargo, el hombre fue cobijado con medida no privativa de la libertad.

Lamentablemente, según confirmó el comandante de la Policía Metropolitana, coronel Oscar Solarte, esta situación llevó a que “el jueves por la noche este hombre disiera con sus familiares y posteriormente decidiera acabar con su vida en su lugar de residencia”.

Lo que vino después de esto son hechos confusos que son materia de investigación y que aún no han sido aclarados a la opinión pública, pues lo único cierto que se conoce es que Alberto Ulloque Beleño se quitó la vida.

Ulloque Beleño al ser capturado / Suministrada

Reportes de la prensa local indican que Alberto Ulloque falleció en su propia casa después de la medianoche de este viernes 17 de abril. El cuerpo sin vida del hombre fue encontrado por su hijo al notar su ausencia en la casa.

Ulloque Beleño a muy popular en el sector de San Andresito, de Santa Marta. Allí era reconocido con el apodo de ‘El Corroncho’ y desde hacía muchos años se dedicaba a la venta informal de gafas.