Valle del Cocora quedó desprotegido frente a la megaminería

El Tribunal Administrativo del Quindío declaró la invalidez del Acuerdo Municipal, firmado por el concejo de Salento, en el que se impedía cualquier tipo de actividad asociada con la megaminería.

“Los concejales de Salento en cumplimiento del mandato que recibieron de los ciudadanos, defendieron su territorio al aprobar el acuerdo que prohibía la megaminería en su municipio”, señalaron promotores de la Marcha Carnaval que se organiza para el próximo viernes 7 de junio en el Quindío.

El acuerdo había sido expedido el pasado 27 de febrero, y tras el mismo el gobernador del Quindío, Carlos Eduardo Osorio Buriticá, decidió darle traslado al Tribunal para que fuera este quien determinara su legalidad y constitucionalidad.

Salento, Quindío. Foto: Google

Al respecto, el director de la fundación ambientalista Cosmos de Calarcá, Néstor Ocampo, calificó como desafortunada esta determinación del Tribunal Administrativo del Quindío, más aún cuando fue la misma gobernación de este departamento la que presentó una demanda, para tumbar el acuerdo del concejo del municipio de Salento, que lo único que buscaba era salvaguardar el territorio, es decir, el paisaje, el agua y sobre todo la vida.

“Conocimos ayer la la infortunada noticia que el Tribunal Administrativo del Quindío consideró como inválido, el acuerdo municipal del concejo de Salento, mediante el cual ha pretendido la defensa del territorio frente a la amenaza que significa la minería de metales y piedras preciosas” , dijo el ambientalista.

Y agregó que “lo más triste ha sido la actitud y el comportamiento del gobernador del Quindío, […] que a pesar de haber afirmado que estaría dispuesto a amarrarse a un árbol para defender al Quindío, él no ha movido un dedo, en función de defender al territorio frente a la amenaza que significa la minería”.

El temor ante la megaminería en Salento se cierne porque hay datos fehacientes de las intenciones de la multinacional Anglo Gold Ashanti para continuar con su proyecto de explotación de oro, no sólo en Salento, sino en todo el territorio quindiano, lo que podría afectar las fuentes hídricas y el propio Paisaje Cultural Cafetero y el turismo en la región.

El avistamiento de cóndores es común en el Valle del Cocora. Foto: Google

Es de recordar que en el 2016 los pobladores, ambientalistas y autoridades de Salento, denunciaron que la Agencia Nacional Minera había aprobado una actividad que pondría en peligro los límites del Parque nNacional Natural Los Nevados y el suministro de agua para varios municipios.