Uribistas atacan al magistrado Reyes y piden investigarlo por contrato con gobierno Santos

Congresistas del Centro Democrático consideran que el funcionario debió declararse impedido en el proceso contra el expresidente Álvaro Uribe.

Una nueva polémica se ha levantado en los sectores políticos del país por el contrato que con el gobierno de Juan Manuel Santos tuvo el hoy magistrado de la la Corte Suprema de Justicia, César Reyes Medina, quien era el investigador en el caso del expresidente Álvaro Uribe.

Congresistas del Centro Democrático advierten que el funcionario judicial debió declararse impedido para adelantar la indagación contra el exmandatario, teniendo en cuenta que Uribe fue el principal opositor del proceso de paz y de la pasada administración.

Según reveló La FM, el magistrado Reyes tuvo un contrato con el Gobierno del expresidente Juan Manuel Santos por casi $600 millones, por lo que los uribistas consideran que debía declararse impedido en este proceso contra el ahora exsenador Álvaro Uribe, investigado por falsos testigos.

Una de las que se pronunció ante esta nueva polémica es la senadora María del Rosario Guerra, quien considera que el magistrado Reyes debería ser investigado por no haber declarado un conflicto de interés, según ella, parecido al que en su momento tuvo la magistrada Cristina Lombana.

“Nos encontramos con esta perla, un magistrado no solo debe ser, también debe parecer y en este caso lo que vemos es que sí hay un sesgo político, que al presidente Álvaro Uribe no se le dieron todas las garantías procesales, no tuvo la presunción de inocencia, se amañaron las filtraciones de los expedientes”, dijo.

Este es el contrato que aparece suscrito por César Reyes antes e ser magistrado / El Tiempo

Por su parte, el representante Edward Rodríguez advierte que el investigador del caso Uribe debe dar explicaciones y la Comisión de Acusación debe indagar este asunto ya que, considera, que “puede constituir una falta a la transparencia y debería ser investigado por la Comisión de Acusación”.

El contrato que en su momento tuvo el hoy integrante de la Sala de Instrucción de la Corte Suprema de Justicia, tenía como objeto la verificación de la situación jurídica y de salud de los miembros de la entonces guerrilla de las Farc que se encontraban privados de su libertad, cuyos nombres eran suministrados por la Oficina del Alto Comisionado para la Paz.

Sin embargo, también se conoció el pronunciamiento del expresidente de la Corte Suprema de Justicia, Jaime Arrubla, quien considera que legalmente no hay ningún impedimento ni es motivo de recusación que el magistrado haya tenido un contrato con la administración del expresidente Juan Manuel Santos.

“El contrato fue con la administración Santos, por ser el Doctor Santos un contradictor político de Uribe ¿se configuraría un motivo del magistrado para apartarse?, francamente no lo veo. La contradicción política no es motivo de apartamiento ni de recusación”, afirmó.

El magistrado Reyes investiga a Álvaro Uribe / El Tiempo

“Era un contrato de prestación de servicios, ni siquiera era empleado del Gobierno. Que alguien tenga un contrato con la Presidencia no dice que hay subordinación, tiene un vínculo contra actual pero no una subordinación”, indicó el exmagistrado.

Sobre la suspicacia que generó que el magistrado Reyes no pusiera en su perfil publicado en la Corte Suprema que había tenido dicho contrato con el Gobierno Santos, Arrubla aclaró que no tenía obligación de hacerlo porque eso no es importante para la hoja de vida de un magistrado.