Policías fingieron allanamiento y robaron millones de pesos de un estudio webcam

El Juzgado 39 Penal Municipal de Medellín, con funciones de control de garantías, impuso casa por cárcel a cuatro patrulleros de la Policía Metropolitana detenidos el pasado 26 de abril, tras ser señalados de haber ingresado sin una orden judicial a un estudio webcam de la ciudad de Medellín.

De acuerdo con una investigación que data de 2018, los cuatro policías habrían ingresado de manera irregular a un apartamento que funcionaba como estudio webcam con chicas mayores de edad. Del cual sustrajeron 6.000.000 de pesos en efectivo y joyas avaluadas en $4.000.000.

De acuerdo con una investigación que data de 2018, los cuatro policías habrían ingresado de manera irregular a un apartamento que funcionaba como estudio webcam con chicas mayores de edad. Del cual sustrajeron 6.000.000 de pesos en efectivo y joyas valuadas en $4.000.000.

El estudio estaría ubicado en el barrio Buenos Aires, de Medellín. Foto: Referencia

Según el portal Minuto30.com, antes de entrar al inmueble, uno de los patrulleros llamó por teléfono al dueño para que hiciera presencia en el sitio y así evitar el allanamiento a cambio de dinero.

Sin embargo, como el dueño no se encontraba en la ciudad, no pudo llegar a tiempo, razón por la cual los efectivos habrían ingresado al local quedando todo grabado en las cámaras del establecimiento.

Los cuatro patrulleros responden a los nombres de Altamar Avendaño, Ballestas Hoyos, Gil Alcendra y Grisales Sastoque, quienes fueron capturados por la DIJÍN de la Policía Nacional el pasado 26 de abril y no se allanaron a los cargos imputados.

Según la investigación, todo se presentó el pasado 13 de noviembre de 2018 en un apartamento en el barrio Buenos Aires de la capital paisa hasta donde entraron los uniformados sin una orden judicial y ahora deberán responder por los delitos de hurto calificado y agravado, y concusión.