Polémica por contrato de alumbrado navideño en San Andrés en medios de la emergencia que dejó Iota

El polémico contrato ha generado rechazo en varios sectores políticos y sociales del país.

Un contrato para adquirir el alumbrado navideño y poder decorar la isla de San Andrés durante estas festividades, y que ha sido firmado por la Gobernación de la isla con la empresa de servicios públicos de Sabaneta, ha despertado la indignación de varios sectores políticos del país.

Según el representante a la Cámara por el partido Cambio Radical, Cesar Lorduy, el costo del convenio sería de 1.500 millones de pesos, lo que generó todo tipo de rechazo ya que fue firmado a pocos días del paso de los huracanes Eta e Iota que devastaron al archipiélago.

El congresista repudió el hecho señalando que es inaudito pensar que muchas personas aún no tienen donde dormir y pasan hambre para que el departamento gaste más de 1.500 millones de pesos en luces navideñas.

Cesar Augusto Lorduy Maldonado, representante a la Cámara / Google

“Increíble que en plena época de recuperación por los efectos del huracán en todo el departamento de San Andrés, en el cual todavía hay gente durmiendo bajo la lluvia sin ninguna protección, otros clamando por una teja o por una carpa, y cientos más recorriendo el territorio en busca de algo de alimento, el gobernador de San Andrés con una coraza que debe tener para poder ignorar el dolor y las lágrimas de sus coterráneos, les responde con unas bombillas de navidad”, indicó el representantes Lorduy.

“Todo lo que indican los documentos que yo tengo y que he dado a conocer nos dicen que hay un contrato de $1.150 millones. No sé si ya se habrá pagado o no, ojalá que no se, pero no sabemos si se habrá ejecutado. Por lo tanto creería que el gobernador de San Andrés debería hacer un acto de constricción y de reconsideración frente a un gasto que definitivamente no tiene ninguna consideración”, dijo Lorduy.

El contrato cuesta $ 1.500 millones / Twitter

En uno de los documentos adjuntados por el representante, la secretaria general (e) le pide al gobernador el visto bueno para “contratar la prestación de servicios de arrendamiento, transporte, instalación, operación, montaje y desmonte del alumbrado navideño en la isla de San Andrés para el año 2020”.

Sin embargo, el gobernador de San Andrés, Alen Leonardo Jay Stephens, y su secretaria general, Martha Patricia Moreno Rojas, justificaron el contrato aduciendo que el paso de los huracanes generaron una desaceleración de la economía y el turismo y que “es menester que el departamento Archipiélago lidere programas sociales y comunitarios en busca de la reactivación económica”.

“Como es de amplio conocimiento, la pandemia del COVID-19, sumado al paso de los huracanes Eta e Iota, ha generado un desaceleramiento económico y turístico en las islas, por lo cual, es menester del departamento archipiélago lidere programas sociales y comunitarios en busca de la reactivación económica y del turismo, la integración de la población de las islas, la competitividad y el reconocimiento regional como polo de desarrollo turístico”, son los argumentos que se leen en el documento.

Cabe mencionar que el contrato va del 1 de diciembre al 31 de diciembre de 2020 y será pagado en dos cuotas. El primero correspondió al 40% por un valor de 620 millones de pesos y una segunda cuota del 60% por 930 millones de pesos, que serán pagados luego de una auditoría que verifique que se cumplió con el servicio prestado.