Niño de 5 años murió de un disparo accidental que le dio su hermanito

El pasado domingo un niño de 5 años, que había sido trasladado desde Bojayá, Chocó, a la cuidad de Medellín, falleció en la Fundación San Vicente después de recibir un disparo accidental en la cabeza.

Según Blu Radio, las autoridades informaron que el pequeño Samuel recibió un impacto cuando su hermano mayor jugaba con un arma de fuego artesanal que los padres habían dejado mientra salieron a pescar.

De acuerdo con el reporte de las autoridades, el incidente ocurrió en la vereda Napipi en Bojayá, Chocó, el pasado jueves 11 de julio en la tarde.

Bojayá, Chocó. Foto: Google

“La señora se va con su esposo a pescar en canoa en el río Atrato, cuando pasados unos 10 minutos se le acerca una lancha a motor y les dice que algo había pasado en la casa de ella”, indica el reporte policial.

La madre llega a la vivienda en donde el “mayor de 11 años, le dice que estaban jugando con la escopeta. Cuando el niño de 9 años la tenía, se le cayó y se accionó y uno de los perdigones alcanzó al menor de 5 años en la cabeza”, precisaron las autoridades.

El menor fue remitido hasta el San Vicente Fundación, en Medellín. Foto: Minuto 30

Tras lo sucedido, miembros del Ejército llevaron al menor al casco urbano de Bojayá para que lo atendiera personal médico, pero por la gravedad de la heгida los uniformados lo trasladaron ese mismo día, vía aérea, a Medellín.

El niño estuvo hospitalizado desde el jueves en Medellín, sin embargo, el menor no resistió y falleció este domingo 14 de julio a las 8:10 de la mañana.