Máximo fueron cinco días: Investigador del CTI que interceptó por error teléfono de Uribe

Aseguró que no sabía que ese número era del expresidente y no del congresista Nilton Córdoba.

Tras la orden de detención de Álvaro Uribe por parte de la Corte Suprema de Justicia en el marco de la investigación por presunta manipulación de testigos, ahora se conoció la declaración que hizo el técnico investigador del CTI, Óscar Álvarez Muñoz, ante la Fiscalía por la interceptación “por error” al teléfono del expresidente.

“Era imposible que yo supiera de quién era ese número. Yo cómo iba a saber desde antes que el abonado era utilizado por el señor Uribe Vélez. Me parece que no tiene sentido de que si hoy me dan una orden, yo sepa de hoy que ese número es de x persona”, fue el testimonio que entregó al ente acusador y que reveló Semana este domingo.

El investigador del CTI se defiende en que le dieron la orden de interceptar un número de celular, pero que él no tenía conocimiento que ese teléfono correspondía al exmandatario pues se suponía que era del senador Nilton Córdoba Manyoma, en el marco del proceso que se le seguía por corrupción.

Se pensó que el número intervenido era el del congresista Nilton Córdoba / Google

“Yo quiero ser reiterativo en el sentido de que cumplí con una orden de trabajo. Informé, no es A es B. Se informó al gerente del caso, a la autoridad competente”, aseguró.

Argumentó que la interceptación por error a Álvaro Uribe “máximo fueron cinco días” porque tras percatarse de que no se trataba del congresista Nilton Córdoba lo informó y estaba esperando órdenes de su jefe Clara López, quien era la gerente del caso y pese a que él le dijo que no era el número de Córdoba ella no le ordenó que parara la interceptación de inmediato por lo que él siguió haciéndolo.

Frente al error en una palabra que cometió en la transcripción que hizo de dichas interceptaciones, Óscar Álvarez señaló que no lo hizo “para hacer algo malo o indebido”, lo justificó en “cansancio, carga laboral, pero en ningún momento con mala intención […] nunca me prestaría para algo ilícito. Mis oídos me traicionaron. Confundí una palabra” | La FM