Con este argumento la uribista Natalia Bedoya salió a defenderse tras conocerse sus millonario contrato

"Tengo experiencia, posgrado y maestría", es parte de lo que dice un comunicado de la abogada y tuitera uribista Natalia Bedoya.

A través de sus redes sociales, la abogada y activista del partido político Centro Democrático, Natalia Bedoya, tuvo que pronunciarse debido a que fueron conocidos sus millonarios contratos con el Estado, según la denuncia que hizo el representante a la Cámara, David Racero.

El congresista Racero informó que la abogada uribista cobró 28 millones de pesos entre enero y abril de este año por un par de contratos que firmó con el Gobierno Nacional, uno con el Ministerio del Interior y otro con el Ministerio de Justicia.

Aunque en su pronunciamiento Bedoya dice que el valor de los contratos está sustentado y que “no tiene diferencia alguna con el resto de los contratos de prestación de servicios de las entidades señaladas”, lo que realmente indignó a miles de personas fueron sus informes de gestión.

En dichos informes, Bedoya detallaba las acciones que llevó a cabo durante estos tres meses. En los documentos, la abogada indicó que durante ese periodo coordinó varias reuniones entre los ministerios y otras entidades. Lo que muchos criticaron es que se le pagara una cifra tan alta solo por gestionar reuniones.

Pero la uribista argumenta que las denuncias de Racero “son injuriosas y calumniosas” supuestamente porque se tratam de ataques por su “filiación política, a pesar de cumplir los requisitos de ley. Más de siete años de experiencia profesional, un pregrado, un posgrado y una maestría en curso. Sus ataques obedecen a razones personales”, manifiesta.