Cobran fuerza versiones sobre muerte o estado de coma de Kim Jong Un

Luego de que CNN afirmara que el líder de Corea del Norte, Kim Jong Un, estaba en estado critico tras someterse a una cirugía cardiovascular la semana pasada, los rumores sobre su actual estado de salud no han parado.

Uno de los medios que se ha pronunciado al respecto es TMZ, el mismo que confirmó la muerte de Kobe Bryant, que este sábado aseguró a través de sus redes sociales que el líder político podría estar muerto o en estado de coma tras una intervención de corazón fallida.

A ellos se suma Qin Feng, la subdirectora de HKSTV de Hong Kong, quien también dice que el norcoreano habría fallecido.

“Según se informa, el líder / dictador supremo de Corea del Norte, Kim Jong-un , murió o está en su lecho de muerte sin esperanza de recuperación, según medios de comunicación en China y Japón”, escribe TMZ.

El 15 de abril Pyongyang conmemoró el aniversario del nacimiento del fundador del régimen, Kim Il Sung, abuelo de Kim, pero a pesar de ser con diferencia la fecha más importante del calendario anual, Kim no aparece en ninguna de las fotografías difundidas por la prensa oficial.

Daily NK, un medio de comunicación digital dirigido principalmente por desertores norcoreanos, afirma que Kim fue operado en abril por problemas cardiovasculares y está convaleciente en una mansión de la provincia de Phyongan del Norte. “El tabaquismo excesivo, la obesidad y la fatiga motivaron el tratamiento cardiovascular urgente al que fue sometido Kim”, afirma, citando una fuente norcoreana no identificada

No es la primera vez que la ausencia de Kim despierta todo tipo de especulaciones. En 2014, no fue visto durante seis semanas y posteriormente reapareció con
un bastón.

https://t.co/k4za2feVQc

Los servicios de inteligencia surcoreanos citados por la agencia Yonhap afirmaron en aquel momento que fue operado para extirparle un quiste en un tobillo. “Nadie sabe qué pasa en Corea del Norte”, resume Martyn Williams, del instituto 38 North, consagrado a analizar los movimientos políticos de ese país.

“Kim Jong Il (padre del actual dirigente) murió varios días antes de que fuera anunciado oficialmente y tomó a todo el mundo por sorpresa”, recordó en un tuit. “Kim Jong Un ha sido declarado ‘desaparecido’, pero siempre reapareció. Aunque es verdad que su ausencia esta semana es más que notable”, admitió.

La cobertura de la actualidad norcoreana es muy complicada, especialmente cuando se trata de la vida privada de Kim, que es uno de los secretos mejor guardados del régimen.

El ministerio de Unificación surcoreano, que se ocupa de las cuestiones intercoreanas, y el de Defensa se negaron a hacer comentarios. China, respaldo diplomático y principal suministrador de bienes a Corea del Norte, tampoco quiso ahondar en el tema.

El portavoz del ministerio de Exteriores en Pekín, Geng Shuang, aseguró el martes que no conocía la fuente de estas informaciones sobre la salud de Kim. “China y Corea del Norte son vecinos y amigos conectados por montañas y ríos”, se limitó a decir. La mayoría de los expertos apelan por tanto a la prudencia.

“Por ahora no hay confirmación y es demasiado pronto para sacar conclusiones sobre su estado de salud”, estimó Ahn Chan-il, un desertor del Norte que se convirtió en investigador en Seúl. Afirma que una operación del corazón implica equipos médicos de última generación que sólo existen “en instalaciones de Pyongyang”. “No sería razonable” transportarlo a otro lugar para la operación | El Tiempo, AFP